viernes, 7 de mayo de 2010

AL FINAL DEL PASILLO…



Hace mucho que el silencio dijo basta
Y la luna cobro vida bañándose en llanto,
Gotas rojas caen desde aquel cielo friolento
Bañan de hiel el rostro inocente.

La vampira regreso de la noche
Encontró mucha luz en el pasillo
Un brillo detectivesco que le apuñalo duro los ojos
Un inocente vio en la casualidad la cruda verdad.

Empezó a llover lenta la ausencia…
Ríos de lava por la ira sostenida,
Odiando mirarle cara a cara,
Alma tácita contaminada por la venganza.

Mira…, es araña colgada en grandes brazos
Con tacones de punta aguja
Tan sexual bizca araña
Gratificada por la gloria de la noche.

Dormita el lengudo baboso
Bajo la luna roja de un llanto silencioso
Morfeo llora el fin del sueño inocente
Y Hércules miente de brazos abiertos.

¡Desnudez criminal…!
De un crápula indolente
Que insaciable se encadeno de arañas, para un duro glotón
Que recibió también dulzor por la tierna inocente.

Tan superficial…, no miente al ojo artista
Solo un crítico dolor lo busca en las noches
Dispuesta morir otra vez…
En el cenicero azul del antiguo amante.




ROMINA CAVERO.