miércoles, 22 de diciembre de 2010

ESCALOFRÍOS DE AMOR


Te quiero de la tierra a la luna me dices,
y le sonríes a mis ojos tan inocentemente
que me fundo en aquella mirada tierna
sintiendo la calidez de un ángel presente.

Aun recuerdo en cada uno de aquellos inviernos,
tus hermosas melodías floreciendo en mi alma,
alas que me abrigaron desde tu alma a mi ser.

Aun se sienten…
aquellos ecos desde las lejanías, abrigar…
haciendo de mi cuerpo, una danzarina
que fluye con el imán de tu energía.

Son como espasmos de ternura…
que germinan desde lo mas hondo de mi alma,
llegando hasta el núcleo de mi corazón, al que tu llamas…
escalofríos de amor.

Tu sonrisa es tan completa
como aquel rojo, amarillo y azul,
colores vibrantes…
que entregan en la simplicidad plana,
toda la gama del arcoíris.

Tu eres tan dulce y la vez tan tierno,
que solo al escuchar la tibiez de tu voz
con aquel sonrojo de tu rostro,
es un escalofrió de amor…
al que te expresas con arte,
la esencia pura de tu alma
en tu ser...


ROMINA CAVERO.