martes, 7 de diciembre de 2010

TU PLENITUD

Amor mío...
eres todo el cielo…
tan pleno…
lleno de estrellas luminosas,
eres para mi…
una constelación sagrada,
un sueño vulnerable
en mi realidad.

Irradias como el arcoíris…
con tonos de mil colores
que pintan mi alma…
mientras adoro tus labios,
con cada canto.

La voz de amor en tus labios
no es una petición ausente,
eres el hombre fuerte
un fiel compañero
un amigo en la neblina
de mis miedos…
un caballero andante
que refleja en su sonrisa
el alba blanca de su alma,
donde tu ser guía mi esencia
a la lucidez y la calma.


ROMINA CAVERO.